[Calle Barcelona]: la viva imagen del incivismo

“Esto siempre es así. Yo me quedo en casa y la calle está llena”.  Es lo único que se le ocurre responder, resignado, a uno de los vecinos que desde su casa, a la altura del Bazar Chino, contempló ayer como la calle más importante del Agra do Orzán estaba repleta de personas en pleno estado de alarma.

Y no, lo suyo no es pesimismo gratuito, sino la mismísima confirmación de una realidad: decenas de personas en la calle, conversando, caminando o descansando. Son la viva imagen de un incivismo persistente.

Incumplir la cuarentena no sale gratis

Sin embargo, la actuación de la Policía Local fue inminente. Se denunciaron, en total, a 10 personas por infringir el confinamiento. Así mismo, las redes sociales se llenaron de indignación.

Redacción.